23 septiembre 2013

Luces y sombras del sector aeronáutico ruso



Artículo de Nezavisimaya Gazeta sobre el futuro del sector aeronáutico ruso.
Si el gobierno no modifica los principios del apoyo a la industria aeronáutica, el sector perderá definitivamente su competitividad. A esta conclusión han llegado los expertos de Strategy Partners Group (SPG), que consideran que nuestro sector aeronáutico ha alcanzado un punto de no retorno, tras el que le espera un final inevitable. Los problemas fundamentales del sector, según los expertos, están en un sistema de gestión arcaico que no permite a las empresas reaccionar ante los estímulos del mercado.
El aumento de los ingresos desde el sector público no ha permitido al sector realizar modificaciones de calidad: la industria aeronáutica rusa en conjunto no es capaz de crear una oferta competitiva. Hay que hacer una revisión de base del enfoque del estado y las compañías en la gestión del sector, consideran los expertos de SPG que presentaron ayer su estudio sobre la industria aeronáutica nacional.
La financiación del sector ha logrado un nivel relativamente aceptable, posiblemente las empresas no reciban más medios, pero los mecanismos necesitan una revisión. Tales medidas de apoyo, como la aprobación a nivel de ministerios en el marco de programas federales de los tipos y cantidades concretas de maquinaria a comprar y la cantidad de plazas de pasajero en los nuevos proyectos deben quedar en el pasado, se dice en el informe.
 “Ahora el sector se ha acercado a un punto de no retorno. Si seguimos por el camino habitual, sin cambiar de enfoque, perderemos competitividad en la construcción aeronáutica. No es una cuestión de volumen de recursos estatales: se invierta lo que se invierta esto llegará a un final inevitable”, dice el director del estudio Mijail Grigorev.
Los problemas fundamentales de la industria aeronáutica rusa, según los expertos, no son el retraso tecnológico o la falta de maquinaria, sino el envejecimiento del modelo de negocios de integración vertical y la falta de competencias fundamentales en las condiciones actuales. El mantenimiento de las empresas de ciclo cerrado en el sector reduce la productividad del trabajo, la flexibilidad y rapidez de reacción, impide el desarrollo de una base de suministradores nacional, lleva a una excesiva duplicidad y  a inversiones innecesarias y poco efectivas.
Como resultado de tal gestión inefectiva Rusia juega un papel imperceptible en el mercado aeronáutico mundial, se dice en el informe. Rusia casi no participa en segmentos tan importantes como el de aviones comerciales de larga distancia, aviación de negocios, aviación de transporte, con excepción del transporte militar. Casi no existen en el mercado mundial productores rusos de componentes. Así, al mercado mundial práctivamente solo se aportan componentes por parte de proveedores militares: un 1% de los elementos estructurales, un 3% de motores, 6% de aviónica y 1 % de agregados y sistemas, dicen los expertos de SPG.
Pero las conclusiones de SPG no las comparten todos. “Los principios vigentes de gestión del sector aeronáutico y de empresas concretas puede que hayan envejecido. Pero afirmar que la aviación rusa no es competitiva debido a una gestión poco inteligente es algo muy discutible. La tecnología nacional ha ocupado hasta hace poco tiempo una posición líder en el mundo. Por ejemplo el Il-85 se consideraba uno de los mejores aviones. Hoy debemos esperar el memento en que las ideas innovadoras se lleven a la práctiva y entonces podremos sacar conclusiones sobre la situación del sector”,  - dice el presidente del consejo de dirección  de “2K Audit- Delovye konsultatsie/Morrison International”, Ivan Andrievski. AL mismo tiempo no excluye que el gobierno pueda recortar los apoyos al sector. “La estagnación de la economía rusa obligará a corregir los gastos públicos. En caso de profundización de la estagnación o recesión el gobierno deberá reducir considerablemente la financiación de todos los sectores de la economía, incluyendo el aeronáutico”, opina el experto.
 “El sector aeronáutico no está libre de culpa. En el sector se han producido cambios, y no siempre en la buena dirección. Se ha perdido mucho definitivamente. Pero parte del trabajo ha podido ser conservado. Probablemente hay que estudiar la estructura del sector y sus principios de trabajo.  Son necesarios distintos tipos de control. Pero es algo que hay que hacer no en lugar del apoyo estatal sino junto a él. El sector necesita pedidos, que solo pueden llegar del estado. En caso contrario nos arriesgamos a perder definitivamente el sector aeronáutico”, asegura el experto de la compañçia “Finam Menedgement”, Dmitri Baranov.
“El lobby de las corporaciones occidentales hizo todo lo posible para desmontar el sector en los años 90 y no se ha detenido, no necesita competencia. Se abandonaron muchos de los mejores proyectos de las empresas Tupolev e Ilyushin. Ahora se ejerce presión sobre el Superjet y sus enfermedades infantiles. Pero quienes hablan de la falta de competitividad olvidan que el parque de Boeing y Lockheed en un 85% está formado por aviones envejecidos, y que los nuevos avieones también sufren enfermedades infantiles”, recuerda el jefe de departamento de la compañía “Solid Manadgement”, Serguei Zvenigorodski. Según sus palabras, la creación en el país de una escuela de aviación dará ingresos al estado y a las empresass. “Hace falta teimpo y una reconstrucción de la cadena de toma de decisiones, algo totalmente posible. Hablar de éxito o fracaso de la industria de aviación solo será posible dentro de 10 ó 15 años”, asegura el experto.
Muchos especialistas aseguran que la necesidad de mantener la aviación militar garantiza incluso a una industria aeronáutica una existencia relativamente segura.

2 comentarios:

Muñekita Cat dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
MANUEL MARTINEZ dijo...

Te incluyo en mi lista de blogs

Un saludo