02 julio 2009

Aviones rusos

Artículo aparecido en RIA-Novosti sobre la participación rusa en el salón aeronáutico de Le Bourget (Francia) y los planes de futuro de la industria aeronáutica rusa.

Le Bourget (Francia), 15 de junio. RIA Novosti. El avión de pasajeros de corto recorrido Sukhoi Superjet 100 realizó su primer vuelo de demostración en el salón aeronáutico francés de Le Bourget. En el mismo lugar, la Corporación Aeronáutica Unificada (OAK) declaró que el primer vuelo del avión MS-21 tendrá lugar en 2014 y no en 2015 como se había dicho con anterioridad.

El primer día del salón aeronáutico, los constructores rusos firmaron un acuerdo con la compañía húngara Malev para encargar 30 aviones Superjet por 710 millones de euros.

Llega el recambio de los Tupolev.

Las entregas del MS-21 comenzarán en 2016, dijo en la apertura del salón el presidente de OAK Alexei Fedorov, y la construcción de los modelos empezará en 2010.

Este avión, como el superjet 100 (desarrollado por la compañía “Aviones civiles Sukhoi” junto con Boeing) se construirá con gran colaboración internacional, recalcó Fedorov. Según sus palabras, ya se han preparado las soluciones técnicas y en 2009 deberán estar concluídos los trabajos técnicos.

Actualmente se está llevando a cabo la elección de los participantes en el proyecto.

Los resultados del concurso para los motores del nuevo avión se harán públicos en agosto en el salón aeronáutico MAKS-2009, informó Fedorov. En el concurso participan cinco compañías, entre ellas la francesa Snecma y la inglesa Rolls Royce, pero tiene una cierta preponderancia la canadiense Pratt & Whitney, que colabora intensamente desee hace tiempo con la compañía rusa “Premskie motory”, reconoció.

Los nombres de los vencedores en el resto de los concursos se publicarán a finales de año, informó el presidente de la corporación “Irkut” Oleg Demchenko. Según sus palabras, los proveedores serán tanto rusos como extranjeros. Pusimos como condición a los socios extranjeros que si querían participar en el proyecto, daríamos preferencia a aquellos que tuviesen socios en Rusia., dijo.

El contrato para el servicio postventa de los MS-21 se firmará con la empresa alemana Lufthansa Technik sin necesidad de concurso, dijo Demchenko. “Esta compañía tiene gran prestigio en el mercado de la aviación civil”, aclaró.

El MS-21 sustituirá a los aviones Tupolev 154, Tupolev 204 y a los Boeing 737 y Airbus 320. Se prevé que este avión sea más espacioso que el Superjet 100 (hasta 210 plazas, frente a 78-98). Por nivel técnico, el MS-21 superará a los aviones existentes, muchos de sus componentes se fabricarán de plásticos carbonados. La implantación de tecnologías punta lo hará un 25% más económico y un 15% más barato en su explotación que los modelos habituales. El coste del proyecto es de unos 8000 millones de dólares.

Otro ambicioso proyecto de OAK es el Sukhoi Superjet 100 ya se ha llevado a la práctica, y como se había anunciado, tuvo una gran resonancia este año en Le Bourget. Su vuelo duró solo unos minutos y se llevó a caba en condiciones de nubosidad baja y tiempo lluvioso.

El primer superjet 100 se presentó al público en septiembre de 2007 en la fábrica de Komsomolsk na Amur. También allí el 19 de mayo de 2008 llevó a cabo con éxito su primer vuelo.

Está planeado que para finales de este año haya en la cartera de pedidos unos 150 aviones, informó el lunes a los periodistas el director de las corporaciones Sukhoi y Mig, Mijail Pogosyan. La compañía espera que el total de ventas sea de más de 1000 aviones, de los cuales el 30% serán para el mercado interno y el 70% al exterior.

Actualmente el avión está pasando las pruebas de certificación, este año se espera terminarles y que en 2010 reciba el certificado de la agencia europea de aviación (EASA), dijo Pogosyan.

Según sus palabras hay actualmente en producción 13 aviones, y los cuatro primeros estarán preparados para su entrega a finales de 2009.

“Tenemos como objetivo el que para 2012 podamos producir 70 aviones al año y la perspectiva de luchar por el 20% del mercado mundial de aviones regionales”, dijo el director de la corporación.

Hay ya bastantes compañías que desean comprar superjet 100. Por ejemplo, la húngara Malev encargará 30 aviones por 710 millones de euros. Las entregas comenzarán en 2011 y serán de 6 aviones al año, concretó el representante de la compañía “Aviones civiles Sukhoi”, con la cual Malev ha firmado el acuerdo.

La aviación civil será cada vez más importante para Rusia. “Nos plantearemos el objetivo de entrar en la élite mundial de la construcción de aviones civiles”, - dijo Fedorov.

El estado apoya tales proyectos. En concreto, sólo para la construcción del MS-21 ha aportado 3000 millones de dólares, informó el presidente de OAK. Añadió que desde los años 90 no había habido tanto apoyo por parte del estado.

“A pesar de la crisis financiera mundial no se ha recortado el programa, todos los trabajos se están cumpliendo a tiempo”,- dijo

Además, el director de Roskosmos, Anatoli Perminov, informó de que la financiación de las empresas rusas del sector espacial por parte del principal cliente, el ministerio de defensa, se detuvo en mayo de 2009 debido a la crisis.

De momento OAK tiene una producción militar mayor que la civil.

Para el futuro el holding sukhoi y la corporación aeronáutica Mig, que entrará en OAK en septiembre de 2009, planean igualar los segmentos militar y civil de su actividad en un 40% - 40%, y dejarán un 20% del negocio para el servicio postventa, según dijo Pogosyan.

Según sus palabras, hoy Sukhoi y Mig tienen el 205 de la exportación mundial en el sector de aviación militar y el 40% del total de ventas militares de Rusia. “Esto significa 8000 millones de dólares en la carpeta de pedidos”, - añadió el director de la corporación.

En general Rusia comercia en el sector de la defensa con países en desarrollo. La cantidad de las exportaciones de armamento ruso a países de Europa es el 5-7% del total de exportaciones de Rosaboronexport, informó el director general de esta compañía, Anatoli Isaikin.

Los proyectos de realización conjunta también lo son en us mayor parte con países del tercer mundo.

Así, Irkut exporta activamente su producción a la India, Malasia y Argelia, ha empezado conversaciones para una “modernización profunda” de los Sukhoi 30MKI suministrados a la India, informó Demchenko.

“Se trata de la instalación de nuestra plataforma del cohete Brahmos. Este año terminaremos las conversaciones técnicas. Con este armamento se convertirá en un nuevo avión, será bastante mejor de lo que fue. Hoy día no hay nada igual en el mundo”, dijo.

El caza Sukhoi 30 es uno de los aviones más demandados de la corporación. Como observó Demchenko, todavía nunca ha vencido en unas pruebas un F-15 o F-16 norteamericano a nuestros Sukhoi. Otros cazas ni siquiera existen, Rafale o Eurofighter no pueden competir con nosotros, - añadió.

Además Irkut tiene un contrato para suministrar 16 aviones Yakovlev 130 a Argelia, dijo Demchenko. “Hemos recibido solicitudes para otros 159 aviones Yakovlev 130, y por ello estamos en conversaciones con Rosoboroexport”, - añadió.

Iliushin, para nosotros y para otros

También se encuentra un interés activo hacia la producción civil de las empresas aeronáuticas rusas.

Así, la compañía de leasing “Iliushin Finance Co (IFK)” puede vender 10 aviones civiles de producción rusa de diferentes tipos a Nepal, informó a RIA Novosti el director de la compañía Alexandr Rubtsov en la exposición de Le Bourget.

“Hemos participado en el concurso y aún solo tenemos la oferta. Me alegra que haya resultado mejor que la mayoría de las extranjeras”, - dijo, recalcando que la oferta es para el suministro de un Iliushin 96, un Tupolev 204-100 con opción a otro Il 96 y a tres Tu-204-100.

Las compañías rusas tampoco se quedan atrás en los pedidos. El martes IFK planea firmar un acuerdo con la compañía Atlant Soyuz para suministrarle 30 aviones Antonov-148 y 15 Tupolev 204SM por un coste total de 1200 millones de dólares, informó Rubtsov.

Según sus palabras, el suministro de los Antonov 148 será entre 2010 y 2013, y el de los Tupolev 204SM entre 2011 y 2014.